martes, 13 de junio de 2017

Rollitos ligeros de jamón y espárragos


Con este calor lo que más apetece son comidas ligeras, sobre todo en la cena. Al menos ese es mi caso. Esta receta de hoy, que casi da risa llamarla así de lo fácil que es, apaña mucho y me encanta para cenar. La idea de los rollitos con espárragos me la dio mi suegra. En su casa los tomamos muchas veces en las noches del caluroso verano sevillano, cuando lo que apetece es un bocado ligero y fresco. Además se preparan en un momento y quedan muy coquetos y sabrosos. 



       INGREDIENTES 
  • Jamón de York en lonchas (1 por rollito)
  • Espárragos blancos de bote (2 o 3 por rollitos según grosor. Más bien finos o medianos)
  • Mayonesa (yo la puse ligera)
  • Hojas de lechuga


        
        PREPARACIÓN 


- Sobre una loncha de jamón, ponemos un poco de mayonesa. 





- A continuación, cogemos dos o tres espárragos, según el grosor, y tras escurrirlos bien los colocamos sobre la loncha y la enrollamos con cuidado. 


- En un plato colocamos hojas de lechuga fresca y crujiente y encima los rollitos. En un santiamén tenemos un plato ligero y delicioso listo para comer.


Qué los disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina




martes, 6 de junio de 2017

Tarta en capas o layer cake con frosting de queso y ganache de chocolate


Hace poco os traje una tarta de manzana que había hecho para el cumpleaños de mi padre. Pues bien, este año mi papá ha sido muy afortunado y ha tenido dos tartas. Una semana después del cumple hicimos otra celebración en la que ya estaba el resto de la familia (la que vive en Madrid. Por desgracia no pudimos estar todos. Echamos mucho de menos a los que viven en La Palma). Para la ocasión en seguida pensé en una deliciosa tarta en capas o layer cake como se la conoce habitualmente. Después del éxito de la tarta rosa y de lo bien que queda el bizcocho genovés no lo dudé. Con una crema o frosting de queso crema y una ganache de chocolate que es un auténtico manjar, quedó una tarta sensacional. 



       INGREDIENTES 
  • 1 bizcocho genovés (receta aquí)  (Otra opción, si vais pillados de tiempo, es utilizar planchas de bizcochos ya hechas. Las venden en el super. Por supuesto no es lo mismo que un bizcocho recién hecho por vosotros pero apaña)
Para el almíbar
  • 100 gramos de azúcar
  • 100 ml de agua
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 1/2 cucharadita de esencia de limón
Para el frosting de queso
  • 1 y 1/2 tazas de nata para montar 35% materia grasa (que esté muy fría)
  • 450 gramos de queso crema (tipo Philadelphia)
  • 3/4 taza de azúcar
Para el ganache de chocolate
  • 270 gramos de chocolate negro para postres
  • 450 ml de nata para montar 35% materia grasa


        
        PREPARACIÓN 
- Preparamos el bizcocho genovés como ya os enseñé (o podéis comprarlo hecho si os conviene, como ya he comentado). Cuando esté frío lo cortaremos en 3.



- Para el almíbar, ponemos en un cazo el agua y el azúcar y llevamos a ebullición. Entonces, añadimos las esencias de vainilla y limón. Dejamos hervir (no muy fuerte) 1 minuto más y retiramos del fuego. Reservamos.



- Para preparar el frosting de queso crema, primero montaremos la nata, que debe estar muy fría. En otro bol batiremos el queso con el azúcar hasta obtener una masa cremosa. Sobre ésta última añadiremos la nata montada y mezclaremos con cuidado.Mantendremos en la nevera hasta el momento de usar. 

- Por último, cuando tengamos todo preparado, haremos el ganache de chocolate. Para ello calentaremos la nata en un cazo hasta que empiecen a salir burbujas, sin que llegue a hervir del todo, o no muy fuerte. Entonces, la añadiremos sobre el chocolate troceado. Dejaremos uno  o dos minutos para que el chocolate empiece a derretirse y entonces empezaremos a remover suavemente para ayudar a formar el ganache. Cuando esté todo fundido y bien mezclado dejaremos enfriar unos 15-20 minutos, hasta que se obtenga la consistencia densa pero fluida deseada. Iremos mirando. No debemos dejarlo demasiado para que no se endurezca en exceso y entonces nos sea difícil de extender sobre la tarta. 

- Mientras se enfría el ganache montaremos la tarta. Empezamos pintando o empapando una capa de bizcocho con el almíbar. A continuación, extenderemos una buena capa de frosting de queso. Colocamos otra capa de bizcocho y repetimos la operación hasta acabar con la útlima capa de bizcocho que también empaparemos y cubriremos de queso. Al llegar a este punto, y sin preocuparnos demasiado de si queda igual o no, cubriremos toda la tarta con el frosting, también por los laterales.

- Cuando tengamos listo el ganache, lo vertemos con cuidado por encima de la tarta. Con la ayuda de una espátula y con cuidado lo extendemos por la superficie. No importa que se derrame por los lados. luego lo taparemos y aportará más sabor.

- Por último, con la ayuda de una manga pastelera, ponemos más frosting por los laterales de la tarta. Lo alisaremos con la espátula. Después decoraremos como más nos guste. Yo utilicé la manga para decorar por encima y terminé con unas moras. 

- Metemos en la nevera hasta un poco antes de servir. Como veis quedó una tarta preciosa y aún más rica. Gustó muchísimo y ya me están pidiendo que la repita :)

Qué la disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina



viernes, 2 de junio de 2017

Lasaña de berenjenas y salmón


Hacía mucho que no preparaba una lasaña de berenjenas. Ya sabéis en las que sustituye la pasta, las placas de lasaña, por esta verdura. Además de aligerar mucho la receta queda deliciosa.Ya sabéis que yo soy una fan incondicional de la berenjena. Os he traido recetas con este ingrediente en numerosas ocasiones, incluyendo un par de lasañas si no recuerdo mal. La lasaña con queso ricotta y soja texturizada y las berenjenas al horno con tomate y ricotta, dos recetas que merece la pena que probéis. La de hoy no se queda atrás. Con otro de mis ingredientes favoritos y del que también podéis encontrar bastantes recetas en el blog, el salmón, he preparado un plato realmente fantástico, que pasa a estar entre mis preferido sin ninguna duda. Una receta ligera pero completa, ideal como plato único y absolutamente deliciosa. La tenéis que probar sí o sí!
Para 3:




       INGREDIENTES 
  • 2 o 3 berenjenas (según tamaño)
  • Un lomo más bien grande de salmón (unos 300 gramos), o dos pequeños
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 150 ml de leche ideal (o nata, mejor ligera)
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • Jengibre en polvo
  • Jengibre en polvo
  • Orégano
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • 250 gramos de requesón (yo lo puse light)
  • Queso rallado para gratinar, tipo mozzarella (mejor ligera)


        
        PREPARACIÓN 
- Primero de todo, asamos las berenjenas. para ello, las lavamos, quitamos el tope verde y las cortamos en láminas de grosor medio (mejor algo fino que muy gordo) a lo largo. Las salpimentamos al gusto por ambos lados y añadimos un chorro de aceite por encima (he de decir que esta vez me olvidé de añadirlo, pero no pasó nada. Quedaron igual de bien). Metemos al horno a unos 200º C a media altura unos 15-20 minutos, hasta que estén tiernas y con algo de color. Luego las sacamos y reservamos. 

- En una plato ponemos el salmón troceado en piezas pequeñas, para luego desmigarlo más fácilmente al hacerlo en la sartén. Salpimentamos al gusto y añadimos también un poquito de jengibre en polvo y una cucharada de salsa de soja. Mezclamos bien y reservamos.




- En una sartén con un poco de aceite ponemos a dorar la cebolla y el puerro picados. 





- Cuando empiecen a estar tiernos y dorados añadimos el salmón y un poco de orégano. Removemos bien y dejamos un minuto.






- Regamos entonces con la leche ideal  y dejamos cocer a fuego medio-bajo unos minutos hasta que quede todo bien hecho. A ojo, unos 5 minutos o un poco más. 



- Pasamos entonces a montar la lasaña. Para ello empezamos poniendo una capa de berenjenas. A continuación, añadimos el relleno de salmón y terminamos con un poco de requesón. Seguiremos haciendo capas hasta terminar con una de berenjena, en la que pondremos más requesón, hasta cubrir todo o casi todo, y por último espolvorearemos con la mozzarella y un poco de orégano. Metemos al horno a gratinar unos 10 minutos, según la fuerza del horno hasta que obtengamos el tono dorado o tostado deseado.

- Cuando esté a nuestro gusto, sacamos y esperamos un par de minutos antes de servir para que no queme. Ya veréis qué delicia! Os va a encantar seguro. A nosotros desde luego nos enamoró :)



Qué la disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina



lunes, 29 de mayo de 2017

Ensalada de pimientos y bonito


Es época de ensaladas y además sabéis lo mucho que me gustan. Ésta que os traigo hoy es de esas que gustan a todos, incluso a los menos ensaladeros. No es una ensalada al uso, es más bien un entrante con ese nombre, jeje. La mezcla de pimiento asado (casero mil veces mejor!!!!!) y bonito del norte (ya si es ventresca lo bordáis) es una maravilla y hace que un entrante tan sencillo en ingredientes como es este sea una auténtica maravilla. Añadidle solo un poco de sal y aceite virgen y os quedará perfecto. Y para los que no sepan como asar pimientos, yo ya os lo contaba en una entrada anterior, en que asaba pimientos al estilo de mi madre. Un método sencillísimo e infalible para que queden perfectos. Así que echad un vistazo y después os sugiero que los uséis para esta ensalada que está para chuparse los dedos :)



       INGREDIENTES 
  • 2 o 3 pimientos rojos grandes
  • 1 bote grande de bonito del norte en aceite de oliva (uno que sea bueno)
  • Sal
  • Aceite de oliva


        
        PREPARACIÓN 


- Asamos los pimientos siguiendo las indicaciones que os dejé en la receta de los pimientos. Ya veréis como los hacéis en un momento y sin problemas para pelarlos.




- Pues bien, cuando los pimientos estén asados y atemperados, y después de pelarlos, los cortamos en tiras y los colocamos sobre una fuente. Añadimos un poco de sal al gusto y removemos.



- A continuación, colocamos los lomos de bonito del norte y regamos con un poco del aceite del mismo o bote o si preferimos con un poco de aceite de oliva virgen extra. Tan simple y tan delicioso. Solo nos queda servir y disfrutar. No hay más :)


Qué la disfrutéis! :)


Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina



viernes, 26 de mayo de 2017

Empanada de bacalao con pasas y piñones. Masa casera de espelta


No se porqué no las hago más a menudo, porque mira que me gustan las empanadas! Sobre todo las de masa casera, claro. No cuestan nada prepararla y quedan claramente mejor. En una ocasión ya os traje mi empanada de atún y pimiento, una delicia que gusta siempre muchísimo. Hoy os traigo otra joya. Por que es así: una joya. Un relleno de escándalo: bacalao con pasas y piñones y una masa rústica de espelta integral que convierte esta empanada en un auténtico manjar. Comida saludable y deliciosa, como a mí me gusta :)



       INGREDIENTES 
Para la masa:
  • 300 gramos de harina de espelta integral
  • 1 sobre de levadura de panadería
  • 100 ml de aceite de oliva
  • 100 ml de agua
  • 1 pizca de sal
  • 1 huevo o un poco de leche para pintar la masa
Para el relleno:
  • 1 bandeja de bacalao desalado desmigado (250 gramos)
  • 1 cebolla
  • Un puñado de pasas sultanas
  • Un puñados de piñones
  • Un chorrito de vino blanco
  • Aceite de oliva


        
        PREPARACIÓN 



En un bol mezclamos la harina y la levadura y añadimos el agua. Seguidamente incorporamos el aceite y la sal.





- Mezclamos todo y amasamos hasta obtener una masa compacta y fina.



- Hacemos una bola y dejamos reposar, tapada con un paño húmedo, hasta que doble su volumen (al menos 30-45 minutos).

- Mientras reposa la masa preparamos el relleno. Para ello, ponemos a dorar la cebolla picada en una sartén con un poco de aceite. A continuación añadimos el bacalao (recordad que ya está en su punto de sal). Mezclamos y dejamos hacer un par de minutos. Seguidamente echamos un chorrito de vino blanco y dejamos que cueza. Por último añadimos las pasas y piñones y removemos. Dejamos cocinar hasta que veamos que está todo hecho y el vino evaporado. Quitamos del fuego y dejamos enfriar.


- Cuando la masa esté lista, enharinamos una superficie plana y la alisamos con un rodillo de madera o algo similar. 





- Cuando tengamos el grosor deseado, cogemos la mitad de la masa y la ponemos sobre un plato o molde para horno, y colocamos el relleno encima. Con el resto de la masa, cubrimos el relleno y haciendo unos pliegues en los bordes, juntamos con la de debajo y cerramos la empanada.



- Por último, pintamos con un poco de huevo batido o leche y metemos la horno ya caliente a 180º C durante 30 minutos. 




- Pasado el tiempo, sacamos del horno y esperamos a que enfríe un poco antes de servir. Ya veréis, esta receta es infalible. Está taaan buena! No van a sobrar ni las migas! :)


Qué la disfrutéis! :)

Si quieres, también me encuentras en Facebook :-)
https://www.facebook.com/Minscocina